Un sonido atronador, de Ray Bradbury

En el año 2055, una empresa privada llamada Safaris en el Tiempo, S. L. utiliza su tecnología de viajes al pasado para organizar cacerías de dinosaurios unos 60 millones de años atrás en el tiempo. Sus ricos clientes deben someterse a una estricta esterilización y llevar trajes con casco para que nada, ni bacterias y la respiración, entre en contacto con la atmósfera del pasado. Pese a que todo está calculado al milímetro para no cambiar absolutamente nada que pueda poner en peligro la época actual, los organizadores de este terrible safari no cuentan con un factor que abunda más que nada en el mundo: la estupidez humana.

«No queremos alterar el futuro. No pertenecemos a este pasado. Al Gobierno no le gusta que estemos aquí. Pagamos grandes sobornos para mantener esta franquicia. Una máquina del tiempo es un asunto delicado. Podríamos matar a un animal importante sin saberlo, un pajarito, una cucaracha, o hasta una flor, y destruiríamos un eslabón importante de una especie en evolución.«

Ray Bradbury (1920 – 2012) fue uno de los escritores de ciencia ficción, terror y fantasía más relevantes del siglo XX. Autor de éxitos de culto como Crónicas marcianas (1950) o Farhenheit 451 (1953), publicó por primera vez Un sonido atronador en 1952. Este célebre relato tiene adaptación al cine, a la novela gráfica y al cómic, y Bradbury también lo incluyó en su libro Cuentos de dinosaurios (1983), donde da rienda suelta a otra de sus grandes pasiones, la admiración por las grandes criaturas del pasado. Como curiosidades, he encontrado investigando por internet, que Ray Bradbury fue descendiente de Mary Perkins Bradbury, una de las pocas mujeres que sobrevivió tras ser acusada y juzgada en Salem por brujería a finales del siglo XVII. Pese a que Mary pertenecía a una familia rica y poderosa, fue acusada de convertirse en un jabalí azul y de embrujar a sus vecinos por lo que fue juzgada y condenada a muerte. No está claro cómo escapó de la prisión, si por un indulto o porque su marido sobornó al carcelero y se llevó a Mary escondida en una carreta, pero la familia desapareció unos años de Salem y no volvieron hasta que se diluyó un poco la locura religiosa.

En Un sonido atronador, Ray Bradbury explora uno de los conceptos de la teoría del caos, el efecto mariposa, valiéndose de una historia sobre viajes en el tiempo. Sin embargo, es fácil apreciar la mirada crítica del autor sobre la política y el divertimento de los ricos sin escrúpulos, de cómo la ciencia se corrompe al servicio de unos cazadores millonarios y estúpidos.  Con una prosa contundente, sobre todo en unos diálogos de frases cortas sin ornamentos que contrasta con una narración vívida y bien adjetivada, Bradbury mantiene el ritmo sostenido y preciso de quien sabe que escribir un relato es más difícil que escribir una novela: la maestría de un autor que puede contarnos un mundo entero en apenas dos párrafos. A destacar también, más allá de la historia sobre el efecto mariposa y los viajes en el tiempo, su rendida admiración por el Tyrannosaurus rex, ese gigante de la evolución que, aunque todavía seguimos recordándolo, desaparece con un sonido atronador.

Lectora, de mis preferidos de Bradbury. La edición ilustrada de Nordica es perfecta y la traducción de Colectivo Ray Bradbury Bdl me ha encantado.

También te gustará: Oveja mansa; Dioses, monstruos y el melocotones de la suerte

Esta entrada ha sido publicada en Blog y etiquetada como , . Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a Un sonido atronador, de Ray Bradbury

  1. Nitocris dijo:

    Hola guapísima, estoy totalmente de acuerdo contigo, yo también lo leí en esa edición de Nórdica que le añade un plus a un relato, ya de por sí, interesante.
    Un besazo
    P. D. qué gusto pasar por tu casa y no tener que apuntar un libro, jeje…

  2. Rosa Berros dijo:

    Tan solo leí, hace muchos años, Fahrenheit 451, pero ando con Crónicas marcianas en mi lista hace siglos. Ahora creo que me apetece más este sonido atronador. La teoría del caos me resulta fascinante y la estupidez humana, un reto difícil de superar.
    Un beso.

  3. Margari dijo:

    Uys, pues de este autor no he leído nada. Bien apuntado me llevo este libro, que parece ideal para estrenarme con él.
    Besotes!!

  4. Hola Mónica,
    No he leído todavía nada de Bradbury pero has puesto esta novela tan bien que cuando me apetezca leer algo de este autor me iré, sin dudarlo, a «Un sonido atronador». El argumento me recuerda un poco a «Parque Jurasico» y supongo que Chrichton se inspiraria en ella cuando recreo ese parque de dinosaurios para millonarios y la ignorancia de los organizadores ante una empresa tan peligrosa.
    Hablando de «Nórdica » me gusta mucho esa colección y hace unas semanas descubrí que habían sacado una edición ilustrada de «Asesinato en el Orient Express» con ilustraciones de Esther Gili. Tiene una pinta estupenda :)
    Un abrazo muy fuerte,
    Teresa

  5. Ay, ¡Qué despiste, Mónica!
    Te dije que el libro del Orient Express era de «Nórdica » y no es así, es de la Editorial Lunwerg, ¡lo siento!
    Teresa

  6. Hola, Mónica:
    Tenía este libro apuntado de haberlo visto en el blog de El aventurero de papel, pero entre tanto pendiente se ha ido quedando atrás; gracias por recordármelo :-)
    Beso grande y felices lecturas :-)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo excedido. Por favor complete el captcha otra vez más.